Ana María Shua

Temporada de fantasmas

Relatos de una maestra de la literatura argentina.
Ana María Shua nació en Buenos Aires en 1951. Desde sus primeros poemas, reunidos en El sol y yo, ha publicado más de cuarenta libros. En 1980 ganó con su novela Soy Paciente el premio de la editorial Losada. Sus otras novelas son Los amores de Laurita, (llevada al cine), El libro de los recuerdos (Beca Guggenheim) y La muerte como efecto secundario (Premio Club de los XIII y Premio Municipal en novela). Cuatro de sus libros abordan el microrrelato, un género en el que ha obtenido el máximo reconocimiento en el ámbito iberoamericano: La sueñera, Casa de Geishas, Botánica del caos y Temporada de fantasmas, reunidos todos ellos en Cazadores de Letras (Páginas de Espuma, 2009).
38 yazdırılmış sayfalar
Orijinal yayın
2016

Diğer versiyonlar

İzlenimler

    Zulemy NPbir izlenim paylaşıldıgeçen yıl
    👍Okumaya değer
    🎯Değer

    Perfecto cuando estás cansada de leer novelas. La mayoría de las minificciones son muy ingeniosas! <3

    Ruben Pinedabir izlenim paylaşıldıgeçen yıl
    🎯Değer
    🚀Elden Düşmeyen
    😄LOLZ

    Había tenido muchas ganas de leer a Ana María. No me depcionó y ahora quiero más 👀.

    Claudia L Jimenezbir izlenim paylaşıldıgeçen ay
    👍Okumaya değer
    😄LOLZ

Alıntılar

    Claudia L Jimenezalıntı yaptıgeçen ay
    Este hombre nunca fue niño, decía la gente. Y tenían razón. Producto de un embarazo prolongado, nació a los veinticinco años, en un parto trabajoso y fatal.
    Claudia L Jimenezalıntı yaptıgeçen ay
    Nada se logra hablándoles de los placeres de la vida, pero a veces es posible persuadirlos de la necesidad de atesorar nuevos recuerdos.
    Entonces se ponen en movimiento lentamente y de a poco (los jóvenes primero, los muy viejos nunca más) comienzan otra vez a vivir sólo para darle gusto a la memoria, como todos los hombres.
    Claudia L Jimenezalıntı yaptıgeçen ay
    De las cañerías provenía un ruido fuerte y triste al que ella suponía la voz de su marido muerto. Todas las cañerías hacen ruido, argumentaban sus amigos. En to­­das las cañerías se manifiesta su espíritu, decía ella. Todas las cañerías hacían ruido cuando él estaba entre nosotros, argumentaban sus amigos. Pero solamente ahora me hablan de amor, decía ella.

Kitap raflarında

fb2epub
Dosyalarınızı sürükleyin ve bırakın (bir kerede en fazla 5 tane)